Reviews Series

Stranger Things 3 demuestra ser una gran temporada

0

Stranger Things 3 es una gran mejora de su segunda temporada y ¿un final?

Aunque los habitantes de Hawkins, Indiana, muestran una notable capacidad al recuperarse de los ataques de los monstruos cada año, la tercera temporada de Stranger Things no muestra ninguna intención de mostrar como se recuperaron. De hecho, cuando la serie regresó a Netflix, aprovechó la capacidad de los distintos personajes principales para darse cuenta de que las cosas están mal, incluso cuando otros no tienen ni idea de lo que está pasando. El Mind Flayer aún tiene una estrategia o dos para evolucionar, y gracias a una nueva ayuda, su presencia se siente y, de hecho, terminará sintiéndose mucho más que la temporada pasada.

Algo en lo que Stranger Things continúa sobresaliendo es permitir que diferentes personajes se involucren en la trama del Upside Down desde una variedad de direcciones sin necesariamente tener que compartir pantalla y juntarse hasta el final de temporada. Por ejemplo, Nancy y Jonathan, quienes ahora trabajan para el periódico The Hawkins Post, tienen su propia investigación, Hopper y Joyce también tienen su propia misión. Dustin y Steve también están afortunadamente ahí desde la temporada pasada, y su química se siente aún más natural.

Una vez que los chicos llegan a un punto donde son adolescentes, habrá mucho más que decir acerca de la evolución de las relaciones dentro del grupo, especialmente entre Mike y Eleven. Afortunadamente, con la incomodidad paterna de Hopper centrada en los dos, las otras parejas, como Lucas y Max, se benefician de un enfoque más discreto para que el cociente hormonal no abrume la historia principal. Teniendo un poco de poder femenino entre Max y Eleven encaja bien en el guión con la búsqueda de Nancy de empoderamiento en el periódico.

Stranger Things 3 toma un enfoque innovador en cómo el nuevo centro comercial Starcourt Mall afectó a los negocios del centro de la ciudad y a la vida social de los adolescentes, y la serie hace un trabajo increíble en vincular el enfoque adolescente dentro del mall directamente con la historia central. aunque los fans pueden tener que pensarle un poco. El escenario también permitirá que la serie se esparza con elementos nostálgicos como las tiendas de discos de Sam Goody y el cine con películas de 1985, como Back to the Future. 

No se puede decir mucho sobre las motivaciones de la reaparición del Mind Flayer, pero estamos casi seguros que complacerá a los fans que no hayan disfrutado mucho de los demaperros de la segunda temporada tanto como el demagorgón original. El tono creepy está de regreso a lo grande, y el miedo se manifestará tanto en las escenas de acción como en las apariciones de Eleven en los rincones oscuros de su vacío mental. El tono de terror que rodea cómo se manifiesta la amenaza es definitivamente algo que no esperará nadie, mientras lo vemos. 

Como siempre, la calidad cinematográfica está en los detalles a lo largo de los episodios. Cosas como la adición de la hermana de Lucas, Erica, interpretada por Priah Ferguson, podrían haber sido tontos, pero la niña mandona es una excelente pre-adolescente descarada en está temporada. Y la adición de Maya Hawke como Robin, la compañera de Steve en el centro comercial, es simplemente increíble hasta el punto en que tenemos que preguntarnos cómo hemos disfrutado de Stranger Things sin ella. Incluso cosas como el deseo de Will de recuperar la inocencia de los días de la primera temporada o las peleas de Jonathan con Nancy sobre el valor de tener un trabajo.

Actores como Cary Elwes y Jake Busey también son villanos que terminan siendo pasables, pero su punto radica principalmente en su capacidad, a través de papeles que ellos interpretaron en el pasado. Billy también mantiene su estatus un tanto como villano, pero los fans se sorprenderán de cómo la profundidad de su personaje se explora más a fondo y se altera por completo. Incluso el centro comercial en sí mismo actúa como un «villano» para la temporada, no solo porque roba a los clientes de negocios del centro de la ciudad, sino también por los secretos que esconde por debajo.

 Stranger Things 3 más que hacer el honor al legado que sus anteriores temporadas han hecho. La trama del Día de la Independencia supera la de Halloween en muchas maneras, aunque algunos aspectos desafían la comparación. En conclusión, la tercera temporada tendrá algunos errores en el camino, algunos cabos sueltos, pero definitivamente es una gran mejora a lo que fue la segunda temporada y da una especie de final a la historia, aunque no del todo. Porque van a querer ver la escena post-créditos del último episodio, es sin duda, algo espectacular.

Calificación: 9/10