Connect with us

Reviews Comics

Mientras llega Bumblebee…El Reinado de Starscreem

Published

on

Teniendo detrás a IDW, el mismo estudio que publicara la miniserie precuela de la llegada de Transformers al cine, El reinado de Starscreem resulta una pieza clave en la continuidad de la saga. Y es que no solo se trata de un titulo que pretendiera aprovechar la estela de éxito que ésta había generado, sino que además aportó información para entender con mayor detalle muchos de los sucesos que habría de desarrollarse en la segunda parte, además de que ataba cabos sueltos dejados por la primera. Ahora que la saga está por estrenar su primer spin off, resulta muy conveniente darle un vistazo a sus propuestas en papel, que por cierto son traídas a México por Editorial Panini.

La historia co-escrita por Chris Ryall y Chris Mowry se ubica exactamente después de que Megatrón es derrotado en la película, y nos muestra los esfuerzos de Starscreem por encontrar al resto de los decepticons, reagruparlos y por fin cumplir con su ambicioso sueño de tomar el mando. Por supuesto, entre sus planes esta el buscar la revancha con los autobots y para esto pretende salir del planeta en busca de refuerzos.

Como es evidente desde el titulo, Starscreem es el protagonista absoluto de esta aventura que ofrece un giro argumental bastante atractivo, al dejar de lado a los héroes usuales de la franquicia y mostrar más de los antagonistas, sobretodo de uno de los villanos más importantes y queridos por los fans. Es conforme se va develando más de su retorcida personalidad, que se bosquejan algunos cuestionamientos poco usuales en este tipo de personajes y en sus aventuras, cuyas implicaciones resultan incluso sorprendentes, mientras se empuja al lector a desarrollar cierta complicidad con sus fechorías. Es cierto que quizás podría haber tenido un poco más de fondo la historia, pero al final no engañaba a nadie, se trataba solo de ofrecer entretenimiento de buena manufactura, aprovechando de paso para ampliar el universo alrededor de los la versión fílmica de Tranformers, y en ambos sentidos cumple.

El arte es obra de Alex Milne quien también se hiciera cargo de ilustrar Transformers: Megatron origin, y en esta ocasión vuelve a entregar dinámicas secuencias plagadas de espectaculares ilustraciones en dónde predomina un estilo y diseño muy cercano al de las película. La precisión del trazo y lo elaborado de las viñetas, con puntos de vista trepidantes y efectos de color, son lo que le da una muy disfrutable identidad. La miniserie consta de cuatro entregas y la edición del primer número ofrece dos portadas, la primera es de Alex Milne y Gabriel Rodríguez, la variante es obra de James
Sin duda The reing of the Starscreem, por su titulo original, es un cómic indispensable tanto para aquellos fans de todo lo que abarca la franquicia, como para los que solo son seguidores de su adaptación cinematográfica. Por cierto, tiene como extra la presentación de uno de los en ese entonces nuevos desepticons y que habría de tomar un gran protagonismo en Transformers 2.

The reing of the Starscreem
Escrito por Chris Mowry y Chris Ryall
Dibujos de Alex Milne
Portada de Alex Milne y Gabriel Rodríguez
Portada variante de James Raiz.
Publica IDW

Continue Reading
Advertisement
Comments

Reviews Comics

Kafkiana: La visión estrambótica de Peter Kuper

Published

on

A través de ciertos valores estéticos y sociales, una corriente literaria puede ser el punto de partida para dar contexto una época. No obstante, hay obras y autores cuya característica es su atemporalidad, tal elemento les hace trascender la barrera espacio-tiempo. A casi un siglo de distancia, la obra de Franz Kafka (1883-1924) se mantiene vigente, la curiosa atemporalidad de su estilo literario ha generado empatía con lectores de varias generaciones. Reaccionario y transgresor, gracias a una profunda disección de las relaciones familiares y la conciencia humana, su ácida crítica hacia la burocracia y una temeraria expedición a los recónditos espacios de la mente, el escritor checo es referente de la cultura popular. Su influencia ha permeado, lo mismo en el discurso filosófico de Jean Paul Sartre, en el mundo fantástico de Jorge Luis Borges y en la melancólica y sombría obra gráfica de Alan Moore, que en la visión cinematográfica de de grandes realizadores, como el expresionista Robert Wiene, hasta posmodernos como David Lynch, David Cronenberg y David Fincher. El artista gráfico Peter Kuper (“Spy vs Spy”, “The System”, “Teo y la nota azul”, “Stop Forgetting To Remember: The Autobiography of Walter Kurtz”, “Ruins”, entre otras) vislumbra en “Kafkiana”, novela gráfica editada por Sexto Piso, una versión libre de algunos textos de este genio literario y al mismo tiempo un acercamiento al arte de la época de Kafka, una vanguardia expresionista de talentos como Käthe Kollwitz, George Grosz y Otto Dix.

Con una estética repleta de texturas rasposas y claroscuros, Kuper eligió la técnica de esgrafiado (papel cubierto de tiza que se puede raspar y entintar) para acercarse al arte de la xilografía, técnica de grabar imágenes en una plancha de madera en relieve. A partir del imaginario kafkiano, el también colaborador de Times Magazine y MAD, rinde tributo a artistas como Frans Masereel y Lind Ward, creadores de relatos ilustrados en xilografía y precursores de la novela gráfica, y Winsor McCay y Lyonel Feininger, creadores de las primeras tiras cómicas en diarios, cuya aparición se presume coincide con el proceso creativo en el que Kafka realizó varios de sus relatos y con el espíritu libertario de su obra. La novela gráfica de Kuper es una de esas joyitas del arte gráfico, no sólo por su trabajo artesanal, sino también por el minucioso traslado (o metamorfosis, parafraseando al autor checo) del lenguaje narrativo al lenguaje visual, titánica labor en la cual el artista recurrió a un traductor alemán para encontrar un punto de vista fresco y una aproximación precisa a los relatos en el idioma original. Bienvenidos a “Kafkiana”, un mundo de diversos significados visuales, cuya relectura invita al lector a asomarse a sus propios fantasmas y sus demonios interiores.

Continue Reading