Contacto

Macabro 2021: The Strings, horror sobrenatural y música en este thriller lo suficientemente efectivo

STRINGS_09

Reviews Cine

Macabro 2021: The Strings, horror sobrenatural y música en este thriller lo suficientemente efectivo

The Strings, ópera prima de Ryan Glover y parte de esta 20 edición del Festival Macabro, plantea ese bloqueo creativo del artista que se ve obligado a buscar un ambiente distinto y relajado para continuar con su obra. Sí, es algo que ya hemos visto en el cine, al igual que la entidad oscura acechando al protagonista en su solitaria reclusión. A decir verdad, no hay nada que distinga a The Strings de los elementos antes mencionados, pero aun logra presentarse como una gran sorpresa a considerarse.

Y es que estamos ante una pequeña historia de fantasmas sobre una joven músico, Catherine (Teagan Johnston) -nuestro principal componente en pantalla e incluso en las secuencias musicales-, que viaja a una aislada cabaña del recóndito Canadá para trabajar en sus canciones durante pleno invierno. Ella, además, está lidiando con la reciente ruptura con su novio y de su banda. En el remoto pueblo canadiense contrata a la joven fotógrafa local Grace (Jenna Schaefer) para conseguir imágenes promocionales en una abandonada granja donde ocurrieron diversos asesinatos.

STRINGS_03

Tras descubrir una silueta en algunas fotos, Catherine empieza a ser más paranoica respecto a su soledad en la casa, esto aunado a un insomnio que compensa viendo videos de física. Todo se complica para Catherine cuando Grace le dice que a veces puede ver cómo se mueven los hilos que manejan todo en el exterior. Es aquí cuando también todo se complica para nosotros. Si esto lo relacionamos con los videos que la protagonista ve, nos encontramos con una trama que involucra a la Teoría de Cuerdas (String Theory). Sí, así cómo lo leyó.

Glover involucra dicha teoría a su trama aunque de forma algo básica. Intentaré explicarlo dentro de mi ignorancia científica:  Sin estar comprobada, la teoría postula que todo en el universo está formado por unos hilos de materia unidimensional, es decir, las mentadas cuerdas (the strings) o de una sola cuerda de tamaño millones de veces más pequeño que lo microscópico, la cual es el origen a todas las partículas según su vibración, tal y como la cuerda de un instrumento musical puede crear diferentes sonidos. De esta manera es capaz de descubrir y describir cualquier fenómeno en el universo. 

Nuestra protagonista, por lo tanto, es víctima de uno de estos fenómenos que provocan la manifestación de entidades no muy amigables y por consecuencia, según parece, no solo pueden controlar objetos, también seres vivos como Grace. Glover plantea esto de manera algo vaga pero con los suficientes elementos para relacionarlo; el resultado, sin embargo, es tenso, claustrofóbico y desconcertante.

STRINGS_13

The Strings nos sitúa desde el principio en una atmósfera lúgubre y melancólica. La música, compuesta, dicho sea de paso, por la misma Teagan Johnston -conocida en la vida real como Little Coyote, su seudónimo musical-  y Adrian Ellis, es parte fundamental para la creación de ese ambiente sombrío. Glover (quien también funge como fotógrafo) muestra cierto tacto para crear situaciones terroríficas en ocasiones acompañadas de efectivos jump scares.

En general, The Strings es una pequeña película que trata más de la problemática interna de su protagonista que de los sustos por sí mismos. No me malinterprete, hay escalofriantes secuencias muy bien logradas. Lo cierto es que se apela más a lo desconcertante de la historia que a lo impactante de las acciones. Un prometedor comienzo para su director. 

Agregar comentario

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más artículos de Reviews Cine

Top