Connect with us

El festival de cine México-Alemania y sus cinco años en San Luis

Published

on

Sirviendo como punto de encuentro entre la cinematografía de Alemania y México, lo que se convierte en su principal oferta, el Festival también denominado como CineMA, alcanza su quinta edición y lo hace de la mejor manera. Cinco jornadas dedicadas a todos los amantes del cine, sobre todo los jóvenes, quienes hasta ahora representan el mayor porcentaje entre los asistentes, quienes hasta ahora han mantenido llenas tanto la sala en Cinemex Plaza Citadella, como los espacios de Stamina 3D Training Center y de la Universidad del Centro de México, por que además de las proyecciones y conferencias, acertadamente se han ofrecido talleres enfocados en las áreas de Actuación, Diseño de Vestuario, Combate Escénico y Guión, a cargo de profesionales como Laura Coutiño, Claudia Goytia, Alberto Legorreta y Miguel Ángel Barrera. Entre los conferencistas se incluyó al veterano actor Mario Castañeda, responsable de hacer las voces de populares personajes para producciones de cine y televisión como Dragon Ball y Los Años Maravillosos, y cuyo encuentro con el público fue a través de una charla amena y muy esclarecedora, en donde con un tono casual abordó desde cuestiones técnicas, hasta los diversos perjuicios y situaciones actuales –como la llegada de los youtubers- con respecto al rubro del doblaje en nuestro país. Para este domingo, se espera haga lo propio el actor Humberto Busto, quien además presenta una muestra de sus trabajos como director, incluyendo el cortometraje, La Teta de Botero. Entre la selección de películas, que por supuesto son el platillo principal, han destacado títulos como Un Monstruo de Mil Cabezas de Rodrigo Plá, inteligente crítica que encuentra su mayor virtud en el intenso desarrollo y las actuaciones medidas y matizadas, además de Mi hija Ana Frank de Raymond Ley, nueva revisión de la conmovedora historia que se ha convertido en un testimonio indispensable del holocausto, y que aquí encuentra forma a través de una sugerente y al mismo tiempo muy digerible mezcla de drama y ficción. Y para redondear el que puede considerarse uno de los eventos fílmicos en desarrollo, más consistentes en el interior de la república, ya se espera la llegada del talentoso actor Noé Hernández, recién ganador del premio Ariel por la excelente La Tirisia de Jorge Pérez Solano y 600 Millas de Gabriel Ripstein, que también está dentro del programa. Así pues, es como hasta ahora transcurre el Festival de Cine México-Alemania, en la ciudad de San Luis Potosí, que pese a las lluvias que en los primeros días colapsaron las calles y avenidas principales, ha logrado captar y hacer efectiva, la atención de un público ansioso de disfrutar del cine en sus diversas formas. Lo mejor, las actividades son gratuitas.

Advertisement
Comments

Comics

Recordando a Stan Lee

Publicado

on

¿Quién es Stan Lee?

Stanley Martin Lieber nació el 28 de Diciembre de 1922 en la ciudad de Nueva York y fue un escritor de cómics, editor, productor de películas, actor y publicista. Estuvo trabajando por muchos años como editor en jefe en Marvel Cómics.

Esta es una de las fotos de Lee en su juventud:

Antes de dejar la compañía para convertirse en su presidente emérito, así como miembro del comité editorial. También fue conocido por hacer varias apariciones en películas de Marvel. Sus gloriosos cameos seguirán siendo recordados por muchos fans de su trabajo, así como también para los nuevos fans que están incursionando en este lado del mundo.

Trabajó con varios escritores para crear estos icónicos personajes, entre ellos Jack Kirby y Steve Ditko, co creó personajes como Spider-ManHulkDoctor StrangeFantastic FourDaredevilBlack PantherX-Men y también los personajes como Ant-Man, Iron Man y Thor.

En los inicios de su carrera, tuvo la ayuda de su tío Robbie Solomon, Lee se convirtió en asistente en 1939 en la nueva división de la revista de Timely Comics y en la compañía del editor de cómics Martin Goodman. Oportunamente, en 1960, se convertiría en el editor de Marvel Comics. Lee, cuyo primo Jean,  era la esposa de Goodman, fue contratado formalmente por el editor de Timely, Joe Simon.

Sus primeros trabajos eran un poco malos al principio. Aprovechando la ambición de su infancia de ser escritor, el joven Stan Lee hizo su debut en el mundo de los cómics con Capitán América en Capitán América Comics #3 en Mayo de 1941.

Stan se retiró de su puesto como Editor en Jefe en 1972 para ser el Editor en Marvel Comics, y mientras una gran sucesión de escritores lo seguían, su espíritu y su voz se mantuvieron fuerte durante las aventuras que pasaban. Su amor por los cómics incluso se extendió a una serie de convenciones en muchas universidades; dado cualquier oportunidad de educar e iluminar en la industria, él la tomó. Una generación entera de lectores jóvenes se expandió y se fortaleció con su habla y conocimiento a través de las historias de Stan.

En los últimos años, Stan inició nuevos proyectos propios fuera de Marvel, pero siempre mantuvo un ojo en el universo que creó, observando con orgullo mientras seguía creciendo y expandiéndose. Stan trabajó para promocionar sus creaciones y los personajes de Marvel en la industria cinematográfica, y sus increíbles apariciones en las películas y series de televisión de Marvel que se convirtieron en una parte importante de su legado.  A lo largo de los años, Stan fue ampliamente reconocido por sus notables logros, recibió la Medalla Nacional de las Artes, fue admitido en el Salón de la Fama Will Eisner Award y por el Salón de la Fama de Jack Kirby y fue nombrado Disney Legend. Trabajó, escribió y disfrutó de la vida y creatividad todos los días.

En sus últimos días, Lee había sufrido varias enfermedades, incluido un ataque de neumonía a principios de este año, que reveló durante una conferencia de prensa en Febrero. Dijo que la mala salud le había hecho cancelar varias apariciones en convenciones de cómics. También, Lee había filmado sus cameos para próximas películas de Marvel.

Stan Lee tuvo un efecto especial con las personas que lo rodeaban. Para él era perfectamente normal admirar a los superhéroes, porque él también lo hizo. Era tan fan de sus superhéroes como todos lo éramos. Era como un abuelo que contaba las mejores historias sobre el tipo de héroes que todos deseamos que fueran reales. Lee era un imán para las personas creativas que se esforzaban por impresionarlo. Pero lo gracioso era que Lee ya creía en sus fans. Los amaba como a su familia, y nosotros lo amábamos a él.

A sus 95 años de edad, Lee falleció en Los Ángeles, California y siempre recordaremos lo gentil que fue con sus fans, lo increíble que fue con su trabajo y lo brillante que decía cada vez que abría la boca. A veces todos los héroes no son eternos.

Una gran pérdida, conlleva un gran recuerdo.

R.I.P Stan Lee

Descanse en paz.

 

Continúa leyendo