Connect with us

Reviews Series

¡Checa lo nuevo de Better Call Saul: Quite a Ride!

Published

on

Estuvimos ausentes con el episodio anterior, pero estamos de regreso.

¡Qué increíbleQuite A Ride rompe completamente el formato de Better Call Saul y entra directamente en Breaking Bad. Cada temporada nos muestra los flash forwards que comienzan con Jimmy ahora escondido como Gene, un gerente deprimido de Cinnabon. Pero nunca hemos tenido un tiempo de saltar de esa manera en una temporada anterior. Y nunca hemos saltado al tiempo de Breaking Bad.

Es increíble, e ilustra hasta qué punto Jimmy McGill finalmente se va, y qué tan bajo se hunde. Luciendo su familiar peinado de Breaking Bad, y una camisa morada, Jimmy, ahora completamente Saul Goodman, está a punto de destrozar su oficina. 

Estamos a punto de cruzar con Breaking Bad después de que el imperio criminal de Walter White llegue a un cierre violento. Saul está teniendo a su secretaria Francesca triturando documentos mientras establece su propia salida: la extracción que destruirá su vida actual y lo enviará a Omaha para convertirse en Gene. El momento termina con Saul tratando de que Francesca le de un abrazo, y Francesca lo rechaza. Si hubiéramos visto este escenario en Breaking Bad antes, habría provocado risas, porque Saul siempre fue una broma andante. En Better Call Saul, la escena es triste, incluso trágica. Porque sabemos quién es realmente Saul, él es Jimmy McGill, un tipo que siempre quiso hacer lo correcto, pero que nunca pudo hacerlo. Y ahora, aquí, en este flash-forward, él no tiene a nadie.  

El episodio de la semana pasada fue sobre los personajes principales atrapados en sus propias trampas, para ver la misma trama de Psycho. Aquí, ciertos personajes intentan abrirse camino con resultados mixtos. Jimmy decide llevar su nuevo plan en la compañía de celulares, que terminó la semana pasada con un gran mensaje pintado que prácticamente hace publicidad para la clientela criminal. Se abastece de varios teléfonos, y luego sale a la calle, buscando vender a las personas más temibles.

Este viaje lo lleva a Dog House, el familiar puesto de perritos calientes con luces de neón que aparece tanto en Breaking Bad como en Better Call Saul. Lo que sigue es un gran montaje, ya que Jimmy vende un teléfono tras otro a algunos clientes poco buena gente.

Todo sale excelente, y el director Michael Morris encuentra nuevas formas de hacer el momento cinematográfico, completo con reflejos de neón en charcos y un montón de tomas ingeniosas, con Jimmy revelando sus mercancías a los clientes. Tan lindo como esto es para Jimmy, hay una sensación incómoda sobre la escena, porque él sabe que está yendo hacia el peligro. Es la medianoche, y Jimmy está lidiando con algunos clientes groseros. Él no demuestra intimidad. De hecho, él está vestido con una ropa ridicula. Como resultado, 3 niños le roban el dinero y lo dejan básicamente en la ruina.

La historia de Mike esta semana es breve, pero esencial. Está en el proceso de reunirse con ingenieros que ayudarán a construir el enorme laboratorio subterráneo de metanfetamina de Gus, el que está debajo de la lavandería industrial que un día será el terreno de Walt y Jesse. Pasan escenas divertidas en las que Mike recoge a un ingeniero extranjero tras otro en el aeropuerto, les hace poner bolsas sobre sus cabezas, y luego los lleva al sitio. El primer ingeniero, de Francia, hace una oferta poco impresionante para hacer el trabajo, y es rechazado de inmediato. Un ingeniero alemán parece saber exactamente lo que está haciendo. Tanto es así que consigue el trabajo, y una reunión individual con Gus.

Todo aquí funciona, pero esto, junto con la impactante escena inicial de flash-forward, da un indicio que pronto terminará la serie. 

Calificación: 5/5

Advertisement
Comments

Reviews Series

¡Checa lo nuevo de The Walking Dead: Who Are You Now?!

Publicado

on

El final del episodio fue lo más brutal e inesperado.

6 años han pasado desde los eventos del episodio anterior y muchas cosas han cambiado, hay algunos desarrollos importantes entre los sobrevivientes desde que Rick murió, pero no realmente para nosotros. Conocemos a los Randos, que resultan ser un grupo complicado pero muy buena onda. Pero la diversión en este episodio viene al ver lo diferente que casi todo se ha convertido desde ese gran cambio de escenario.

Comencemos con Daryl, quien se encuentra en una especie de exilio en el bosque, pesca con lanza y luce un aspecto demacrado y melancólico. Lo más sorprendente es el cambio de imagen de Eugene: adiós con su peinado ochentero y ahora luce un poco más moderno. Todavía es tan incómodo que Rosita tiene que evitar que él le declare su amor por ella mientras huyen de una horda de zombies, pero ha progresado mucho. 

Gabriel se ha enamorado de Rosita. Ha pasado mucho tiempo desde que se enamoró de Jadis-Anne, y podemos ver por qué se sintió atraído por Rosita. Pero Gabriel no parece ser su tipo: Rosita salió con Abraham, quien es prácticamente lo contrario de Gabe. Así que son una pareja extraña. 

En el Reino, Ezekiel y Carol disfrutan de la vida real; bueno, Carol no, pero eso no es nada nuevo. No ayuda que parezca que el lugar se está derrumbando y hay una feria que están preparando. Carol parece tener el papel como la madre de Henry, y por una buena razón; el niño se ha convertido en un adolescente bastante responsable, a excepción de cuando se apresura solo para responder a una petición de ayuda.  La trampa fue tendida por Jed, quien revela que el Santuario “fue destruido” y su gente estaba tan desesperada que se comieron a sus propios caballos. Una vez más, subestima violentamente a Carol, quien ahora está haciendo una imitación y se parece a Legolas de El señor de los anillos. Lo cual es irónico, ya que Jed hace que Carol se quite su anillo de bodas. Por un minuto, parece que la maternidad suavizo a Carol. Pero durante la noche, ella no solo regresa al campamento de Jed para recuperar su anillo, sino que de alguna manera los  cubre con gasolina mientras duermen y los incendia. 

Luego está Michonne quien se suma a la lista de mujeres fuertes, a pesar del arco emocional que llevan. Habla tanto con Rick y Carl que Judith se mantiene alejada cuando ella está teniendo una de sus conversaciones especiales. Pero ahora en su papel como jefa de seguridad de Alexandria, no como líder, lo cual es interesante; ¿Tienen siquiera un líder?.

Michonne es muy dura con los Randos, que están violando la regla de “no hay gente nueva”. 

Judith también tiene un nuevo tutor de matemáticas: Negan, quien todavía está tras las rejas pero se conserva bastante bien. Él disfruta completamente de la compañía de Judith, y quién realmente no lo haría; Tengo que preguntarme si alguna parte enferma de él simplemente se deleita en sobrevivir sin Rick y vive para ver crecer a los niños Grimes. Pero tan amable como Judith ha sido con los extraños, ella no es ninguna tonta. Negan cuenta una historia sobre cómo aprendió a dejar de llevar a casa a los perros callejeros en su niñez. La respuesta de Judith fue: “Y mira lo bien que todo resultó para ti”.

Damn.

Al final del episodio, quedan algunos hilos sueltos. Carol y Henry encuentran a Daryl en su modo Swamp Thing, aunque no estamos seguros de por qué continúa viviendo así. Michonne, tiene una cicatriz X en la parte inferior izquierda de la espalda; ¿Es esa una marca en honor a la herida fatal de Rick? 

Vemos a Eugene y Rosita cubiertos de lodo con la esperanza de que la horda que los persigue, se vayan. Si Rosita pensó que el enamoramiento de Eugene era extraño, se equivocó en comparación con lo que escuchan cuando pasan los zombies, una voz terrorífica diciendo: “No dejes que se vayan”. 

The Whisperers are coming.

Calificación: 4.5/5

Continúa leyendo