0

Original porque no hay un relator que nos «cuente» la historia, y los únicos parlamentos presentados son las grabaciones que se generaron durante el evento, tanto de los técnicos en la base de lanzamiento como de los tripulantes de la nave, y un mínimo de comentarios televisivos en off. La mayoría de las imágenes en movimiento son las que se grabaron en el momento con apenas unas mínimas secuencias animadas que aclaran trayectoria, acoples y desacoples.

Notable y original documental que evita la sensiblería y el patrioterismo.

Notable porque el relato evita deliberadamente los ya conocidos (a veces hasta el hartazgo) antecedentes familiares de los astronautas y del sinuoso trayecto previo de éxitos y fracasos que culminaron en la hazaña, y te sumerge en una historia cuyo final todos conocemos pero que está presentada de tal manera que logra generar buena cuota de suspenso, paro ello es fundamental la banda sonora que usa muy bien los silencios y el sonido ambiental (el zumbido de las aspas de helicópteros cuando la multitud de curiosos es captada en tomas aéreas, las respiraciones entrecortadas cuando se producen cortes en la transmisión por la posición del módulo en la cara oculta de la luna) de tal forma que por momentos uno olvida que está viendo un documental y te sumerges en el corazón de la historia.

Finalmente hay que destacar en forma muy bienvenida que el documental se aleja notoriamente de cualquier aspecto chovinista. Aquí no hay referencia a la heroicidad de pueblo, científicos y gobernantes yanquis, así como tampoco se hace referencia a la carrera espacial con los soviéticos, ni a sus logros ni a sus fracasos.