Connect with us

Criticas Cine

A 10 Años del regreso de Blur, aquel documental llamado No Distance left to Run

Publicado

el

“Porque conozco los sueños, a los que has matado, igual que a mí. Cuando te vengas abajo, piensa que estoy aquí. No me queda distancia para correr.” Esta es parte de la letra de la canción que en su momento, Damon Albarn le compusiera a su ex novia, y que luego sirvió para darle titulo al documental con el que la emblemática banda inglesa hace un recuento de los daños, después de haberle puesto fin a la agrupación, cuando parecía que ya no había más caminos que recorrer.

Fue poco menos de una década, el tiempo que los que fueran integrantes de Blur, tardaron en volver a reunirse. Atrás quedaron las rencillas y las declaraciones hirientes, dando paso a la música que inspiró a miles de jóvenes en el mundo y que les llevó a la cúspide en la década de los 90s. Temas como volvieron a sonar como parte de una gira que se convirtió en una especie de reencuentro con su pasado y que ahora da pie a un documental.

Titulado como aquella sentida canción incluida en su álbum 13, No Distance Left To Run, este filme hace un recorrido por los grandes y más significativos momentos de la banda. Desde sus conciertos realizados allá a finales de la década de los 80s, hasta llegar a los que representaron su gira de reencuentro en el 2009, en Glastonbury y Hyde Park. A través de entrevistas e imágenes inéditas, se puede ver cómo Damon Albarn, Graham Coxon, Alex James y Dave Rowntree, ven a la distancia su trayectoria como grupo. Sus hallazgos, sus tropiezos y la amistad que les uniera, que además se convierte en una entrañable reflexión sobre el carácter británico.

Dirigida por Dylan Southern y Will Lovelace, se trata de un retrato agridulce, plagado por supuesto de música, pero sobre todo del espíritu de redención que hace que una agrupación logre trascenderse a sí misma, a través de una mirada nostálgica que les permite reinterpretar lo que caminaron juntos y la naturaleza de su identidad.

La cinta producida por Pulse Film, se exhibió en diversas partes del mundo y aunque en nuestro país no tuvo una corrida comercial en forma, encontró espacios alternativos para llegar al público. Uno de ellos fue la gira de documentales de Ambulante, que además de llevarle a gran parte de la república en diversas salas convencionales, organizó una proyección en formato de autocinema, en una de las universidades capitalinas.

POR SI NO LO VIERON EN EL CINE, YA ESTA LISTO EN DVD
En cuanto al mercado del DVD y Bluray, Blur: No Distance Left To Run llegó en una edición especial de dos discos. En el primero de ellos se incluye el documental completo. En el segundo, el concierto que realizaran en el Hyde Park de Londres, con la interpretación de 26 temas, entre ellos She’s so high, Girls & boys, Tracy Jacks, There’s no other way, Song 2, To the end, Coffee and TV y Out Of Time. Un testimonio fílmico que ningún clavado de la música puede perderse.

Continuar...
Advertisement
Cargar Comentarios

Cine

Corazón Borrado, Kidman y Crowe protagonizan este poderoso drama sobre la reorientación sexual

Publicado

el

Recuerda usted querido lector cuando ese periodista y personalidad de la televisión mexicana declaró su homosexualidad para después asegurar que el cristianismo lo “curó”. Tal afirmación puede parecer increíble para muchos, lo cierto es que estas “reorientaciones sexuales” han existido desde hace varios años… y siguen existiendo. Dos cintas con esta temática surgieron en un mismo año: La primera The Miseducation of Cameron Post (Desire Akhavan, 2018) sobre una chica enviada a un campamento cristiano de “terapias de conversión” y Boy Erased, la más reciente película de Joel Edgerton acerca del mismo tema y la cual ya llegó a carteleras.

Boy Erased o Corazón Borrado se basa en las memorias del periodista Garred Conleys acerca de los intentos de una institución cristiana por “curarlo” de la homosexualidad. El personaje de Conleys, llamado en la película Jared Eamons (Lucas Hedges), es un muchacho de 19 años destacado en la comunidad, principalmente por ser el hijo del sacerdote (Russell Crowe) de la iglesia bautista a la cual pertenecen. Así que ese ambiente conservador provoca que Jared sea una deshonra para su familia.

Edgerton estructura la película de manera episódica para darle el mismo peso a la transformación del personaje: de la confusión incitada por su núcleo familiar hacia el eventual descubrimiento de que él no está en el error sino quienes los juzgan; esto teniendo como base las vivencias dentro de Love in Action, la institución cristiana dirigida por el “psicólogo”–sacerdote Viktor Skyles (interpretado por el propio Edgerton) a quien vemos utilizar métodos como incitar culpa en sus estudiantes o revisar los celulares y todo artículo personal.

Por otro lado, también se nos plantea un coming of age a través de flashbacks sobre sus días en la preparatoria cuando mantenía una relación con una chica y sus tiempos en la universidad donde se muestran los primeros indicios de su verdadera preferencia sexual. De igual manera las conversaciones con su madre (Nicole Kidman) son un punto importante en todo el asunto: el conservadurismo en su comunidad también conlleva la minimización de la mujer. El personaje de Kidman entiende que el amor a un hijo va de la mano con la aceptación; su afecto hacia Jared la impulsa de la mujer sumisa a imponer su opinión.

En general, Corazón Borrado es un sólido drama que, si bien es condescendiente y políticamente correcto, está enfocado en la transformación de sus personajes. La relación en la que más indaga es en la de Jared y su madre, el principal soporte de ambos y la clave para darse cuenta de la situación. Habrá gente que desconozca por completo estas terapias de conversión, por lo que Corazón Borrado es una opción, incluso, para ver la cosas desde un panorama mucho mayor.

Continuar...